15 de agosto de 2013

ELIXIR DE LA VIDA ETERNA, ¿LO TOMARÍAS?

Elena y Raquel. Sentadas en el sofá. Delante, en la mesa de centro, un frasco de cristal transparente, con un líquido color ámbar en su interior. El elixir de la vida eterna. Lo tomará Elena? Lo tomará Raquel? Ninguna?

Raquel:

Yo, en esta vida, como las cucarachas: Nacer, crecer, reproducirme y morir.

He de reconocer que la idea es muy golosa, y así de buenas a primeras, lo tomaría. Vivir eternamente con 38 años, y la experiencia de cientos....uauuuu os lo imagináis???

Tener un número infinito de vidas, para poder corregir errores o situaciones pasadas, es increíble. De cuántas vidas perfectas podrías disfrutar. Pero luego...miro a mi alrededor, y lo pienso más detenidamente:

Siendo inmortal, cada x número de años perdería a todas las personas que han pasado por mi vida, enriqueciéndome como persona. Les miraría a los ojos y pensaría: como disfruto con tu compañía, pero en unos años morirás y tendré que empezar de nuevo. En el amor...volvería a enamorarme de la misma manera que en esta primera vida? Pero sobretodo y sobretodas las cosas, el motivo por el que nunca, nunca, nunca, me tomaría ese elixir es por mis hijos. Mi corazón no soportaría la pena de ver sobrevivir a mis hijos. Es lo peor que le puede ocurrir a una madre.

Así que...por lo que a mí respecta...cambio elixir de la vida eterna, por uno de los mojitos que dice Elena en su Top 5 de agosto!!!

Elena:


Elixir de la vida? Ser joven toda la vida? Suena apetecible, pero ante algo tan caprichoso una se tiene que sentar y leerse letra a letra cada una de las líneas del contrato. Vayamos por partes.

1. El tomador del elixir no podrá bajo ningún concepto morir. Bueno claro, eso está claro. Pero si hay una pandemia, o extraterrestres o zombies que arrasan la tierra y me quedo sola? Aaaah no! Esto no! Yo quiero poder romper este contrato.

2. El tomador del elixir se mantendrá con las mismas condiciones físicas y mentales del momento de la ingestión. Vale! Eso mola, tener estas piernas toda la vida, pero que me dejen 24 horas que no quiero ir con estos pelos para el resto de la eternidad.

3. El tomador del elixir no podrá engendrar. En un primer momento, eso da respeto. Hoy en día, se puede recurrir a la adopción pero viendo que el peor miedo de Raquel son sus hijos, a lo mejor no es tan buena idea que tu gente más querida te deje atrás.

Está claro que todo tiene sus pros y contras. Son de actualidad películas y series de televisión que tratan el tema de la inmortalidad. Es el caso de Crepúsculo o True Blood, serie para adultos que recomiendo al 100%, donde los protagonistas son seres sobrenaturales inmortales. Es muy curioso como estos personajes les pesa el hecho de ser inmortal y es algo que evitan a toda costa a sus seres más queridos. Así que, pensando en Edward Cullen y Bill Compton, dejaría que el elixir de la vida se lo tomará alguien con la agenda tan ocupada que le llevaría siglos arreglar todos sus asuntos y yo me quedo con el ciclo natural de la vida, con el morir como última etapa.

 Raquel y Elena

9 comentarios:

  1. Elena!!! Leyendo tu post......que te parece si dejamos el elixir en la Moncloa???? jajaja

    ResponderEliminar
  2. Estoy con vosotras. Y si pudierais elegir otro elixir con poderes diferentes, cual escogeríais? Dejadme pensar ....,

    ResponderEliminar
  3. Yo, lo tengo claro, el elixir de la teletransportación!!

    ResponderEliminar
  4. Pues yo el elixir de la invisibilidad!!!!!! Claríiiiiiiiiisisisimo!!!!!

    ResponderEliminar
  5. Yo me pregunto, a quien querrá espiar Raquel en la intimidad? Será Tom Cruise..?

    ResponderEliminar
  6. Yo también la transportabilidad, recuerdo las noches de fiesta loca con tacones de vértigo y estar agotada y pensar si pudiera hacer así y estar en casita ..,,

    ResponderEliminar
  7. Veronica, me has leído la mente? Acaso no será otro super poder que tienes? jajajaja

    ResponderEliminar